27.12.07

Dolor Inerte


Hoy no tengo palabras para nadie, ni para mi misma. Me siento vacía, muy vacía. Ayer fuí a recoger las cosas que tenía en su casa y fueron las cosas las que me recogieron a mi. Sabía que no había marcha atrás, sabía que no volvería a ser como otras veces, no lo sentía igual. Me hubiera gustado haberle besado, abrazado, y llorado pero no pude porque no lo sentía. Es la cuarta vez que lo dejábamos, la repetición se siente pero ya...muerta. Me dolió más la primera, cuando él en persona se presentó en mi casa y me dejó todos los trastos y yo poco a poco tuve que ir sacándolos a lágrima viva, se me iba la vida, cada objeto un recuerdo y con cada recuerdo una lágrima; así hasta èsta última vez que no vuelve a ser igual. Tal vez por eso me siento vacía porque no ha vuelto a ser igual. La rabia, la impotencia, el dolor agarrotado de mi corazón me hizo entrar en trance de ansiedad nada más montar en el coche, así fue, no me salian las lágrimas. Entre sollozo y sollozo una bocanada grande de respiración y entre respiración y respiración un sollozo estremecedor. No veia la carretera solo sentía dolor inerte, inexistente, muerto. Abrá una puerta abierta para poder ver la luz ? y si es así cuándo llegará?

5 comentarios:

Luis dijo...

Hoy no es día para dar ánimos, hoy sirven de poco. Pero sí se te puede acompañar, aunque sea desde lejos, con palabras. No te preguntes por puertas ni por tiempos, sólo sé consecuente con tu historia y respeta los plazos, así todo será mejor. Un besazo muy fuerte de uno que se emocionó contigo una vez y que está seguro de que te vas a emocionar un millón de veces más.

LOOLA dijo...

Imagina por un momento que nunca vas a poder devolverle "sus cosas" porque son todo lo que te hacen quien eres. Porque sin él, no serías nadie. No lucharías. Así estoy yo.

A mí también me has emocionado. Besos!

PD: Te sigo.

Nohelia dijo...

Hola amigos blogeros, gracias por los ánimos. Hoy me encuentro mucho mejor. Luis sabes cual fué el dia en el que más me emocioné a tu lado y lo guardaré toda mi vida y a ti Loola mucha fuerza porque si no nos comen, hay que ser fuertes y ver que a pesar de todo lo positivo reina sobre lo negativo. Besitos a todos. Os sigo

Misstwenty dijo...

Holaaaa nohelia!!
Claro que hay puerta!!Siempre hay una abierta cerquita de nosotros, aunque a veces las cosas se ponen tan oscuras que nos cuesta verla... pero ahí esta, esperando que la crucemos.
Las rupturas siempre cuestan mucho (me has recordado a mí que he cortado tb unas cuantas veces con mi novio, cuando recogía también las cosas..y es curioso... ya no me duele tampoco recoger los trastos... al fin y al cabo uno se acostumbra a todo).
Sé que suena a tópico, pero es que es la verdad... te enamorarás otra vez o muchas más, y serás muy feliz, y de nuevo tendrás un lugar donde dejar las cosas... Es lo que tenemos las personas que aunque estemos tristes a veces, siempre siempre tiramos para adelante...
un abrazo wapiismaaaaa y muchoo ánimooooo!!:D

Otra vez a viajar al olvido... dijo...

uuuuuu reina, que pasa? todo pasa...